Gestión de
Riesgo

Descripción del Default Waterfall

La declaración y la gestión del incumplimiento se detalla en el capítulo 9 del Reglamento de BME CLEARING.

La gestión del incumplimiento en BME CLEARING sigue tres principios fundamentales:

  • Cuando un Miembro o un Cliente Compensador Directo incumple, incumple en todos los Segmentos en los que participa. Es decir, hay “cross default” entre Segmentos.
  • Existe el “principio de no contaminación” entre Segmentos. Es decir, cada Segmento funciona como un compartimento estanco, donde un Miembro o Cliente que no sea participante en un segmento determinado, no se verá afectado por un incumplimiento en dicho Segmento. Es decir, a los Miembros o Clientes Compensadores Directos no incumplidores solo les podrá afectar un default en los Segmentos en los que participen.
  • En adición al “principio de no contaminación”, en caso de incumplimiento, BME CLEARING procederá a aplicar el colateral aportado como garantías y otros recursos de tal forma que:
    • se agotará primero el colateral y los recursos del Miembro o Cliente Compensador Directo incumplidor.
    • BME CLEARING asumirá, con cargo a sus recursos propios específicos, una pérdida equivalente a la parte específicamente asignada (Skin in the Game) al Segmento(s) donde se haya producido el incumplimiento, antes de ejecutar la contribución a la Garantía Colectiva de los Miembros Compensadores no incumplidores en el Segmento(s) con pérdidas.
    • el último recurso son los Recursos Propios de BME CLEARING.

BME CLEARING cumple con el Artículo 45 de la Regulación (EU) 648/2012, sobre el “default waterfall, de tal manera que, según está descrito en el Articulo 45.8 del Reglamento de BME CLEARING, la ECC procederá a realizar, respecto de cada Segmento, las siguientes actuaciones (Default Waterfall), de forma sucesiva y por el orden de prelación en que se enumeran, hasta que se haya podido satisfacer la totalidad del Saldo Neto Final adeudado:

Default Waterfall

 

Copyright® BME 2019
[ http://www.bmeclearing.es ]